La Caleta de Cádiz




Ruta:   La Caleta de Cádiz: los baluartes, el balneario, el malecón  y los castillos.





Detalles del recorrido


En esta ocasión nos hemos desplazado a la tacita de plata para dar un paseo por ese fascinante lugar como es La Caleta. Un balneario, baluartes y castillos jalonan esta singular y coqueta ensenada.


La playa de la Caleta acoge uno de los conjuntos defensivos mas complejos de la ciudad de Cádiz. cuya construcción se inicio tras el asalto anglo-holandés de 1596. 


En 1596, durante la Guerra anglo-española, la ciudad de Cádiz fue objeto de un ataque por parte de una gran flota inglesa bajo el mando del almirante Charles Howard y de las tropas del conde de Essex, Robert Devereux, con el apoyo de las Provincias Unidas de los Países Bajos.
La falta de previsión y de organización de las fuerzas españolas, y la escasa resistencia de éstas contra los atacantes, dieron como resultado la rápida victoria inglesa. Tras destruir la armada española presente en la bahía de Cádiz, las fuerzas atacantes desembarcaron, capturando y saqueando la ciudad; antes de su retirada tomaron varios rehenes de entre las principales personalidades de la ciudad, que fueron llevados a Inglaterra y aprisionados en espera del pago de su rescate.
Las pérdidas económicas causadas durante el saqueo fueron cuantiosas: la ciudad resultó incendiada, al igual que la flota, en la que fue una de las principales victorias inglesas en el transcurso de la guerra; España se declararía en quiebra ese mismo año.

La Caleta incluye varios baluartes donde se abre la Puerta de la Caleta, el Castillo de Santa Catalina y el de San Sebastián, fortificaciones que hacen prácticamente inaccesible el lugar. Este entorno tiene gran importancia arqueológica, pues en unos de los extremos de la playa se localizaba un templo fenicio dedicado a Astarté y en el otro, posiblemente a Kronion.




La Caleta es una playa situada en el centro histórico de la ciudad de Cádiz. Fue puerto natural en el que fondearon barcos de fenicios, cartagineses y romanos.
Es la playa de menor extensión de toda la ciudad, y única en el casco antiguo. La flanquean los castillos de San Sebastián y Santa Catalina. En la propia playa se encuentra el Balneario de la Palma, construido sobre pilares. Se encuentra a resguardo de los vientos de Levante y de Poniente.



RUTA

Iniciamos nuestro paseo caletero por el paseo marítimo del Campo del Sur en Cádiz. Campo del Sur comparado en las habaneras de Cádiz con el Malecón de la Habana. 
Amanece sobre Cádiz, el tenue sol se refleja en el pequeño golfo que forma el Mar del Vendaval, las aguas de este mar no hacen honor a su nombre, se muestran tranquila pero, eso si, impresionan en los días de temporal.


Caminando en dirección a la Caleta se encuentra el baluarte de Capuchinos, asomado al Océano Atlántico.


Superado el baluarte de Capuchinos sale a nuestro paso el baluarte de Los Mártires anunciando la proximidad de la Puerta de La Caleta, en la confluencia entre las avenidas Duque de Nájera y Campo del Sur.







Formando parte de la Puerta de la Caleta y como primer mirador a la ensenada caletera se ubica el baluarte del Orejón. En su terraza acoge un busto en homenaje al gran comparsista gaditano Paco Alba.
Proyectándose, hacia poniente, una lengua arenosa confluye al Castillo de San Sebastián.  





Al otro lado de la Puerta de la Caleta, el baluarte de San Pablo. Las baterías de este baluarte junto con el de la Candelaria, fueron los bastiones que más daño infringieron a la armada Inglesa cuando la invasión de Cádiz en 1556, por el Conde de Essex.







Entre los baluartes del Orejón y de San Pablo se abre la Puerta de la Caleta. En este lugar llamado antaño de Santa Catalina, nombre de la ermita que aquí se levantaba próxima al Baluarte de los Mártires.











En plena playa de la Caleta y ocupando gran parte de la misma se erige el Balneario de Nuestra Señora de la Palma y del Real.




Balneario de la Palma. En 1924 la Diputación Provincial convoco un concurso para levantar un nuevo balneario sobre el emplazamiento de los antiguos Baños del Real, instalación de madera junto a la que se disponían también los Baños de la Palma. Fue elegido el proyecto de Enrique Garcia Cañas, concluyéndose las obras en 1926.
El conjunto, modificado a finales del siglo XX, mezcla formas modernistas con motivos historicistas de evocación oriental y conserva en el pórtico un panel de azulejos pintados por Justo Ruiz de Luna.














La playa  del la Caleta se encuentra encajada entre la muralla del Castillo de Santa Catalina y el malecón que une la isla del Castillo de San Sebastián con la ciudad. Se ubica frente al barrio de La Viña, uno de los lugares más visitados de Cádiz en cualquier época del año.



Esta playa se caracteriza por su entorno paisajístico fortificado y amurallado, en el contorno de una caleta, utilizada como fondeadero de abrigo de pequeñas embarcaciones del Club Náutico Caleta. Está muy sometida a la acción de las mareas, presentando, en bajamar, una amplia llanura mareal rocosa, donde quedan varadas las pequeñas embarcaciones, dejando un canal arenoso en el centro.































Como consecuencia del saqueo anglo-holandés de 1596 por iniciativa de Felipe II para proteger la Caleta de Santa Catalina, una de las zonas mas vulnerables del borde marítimo. Cuenta con una planta estrellada y la única puerta del recinto esta protegida por dos baluartes y un foso que regulaba el nivel de agua mediante esclusas.


























Hace ahora justamente un año se precedió a la apertura formal del tramo de paseo marítimo rehabilitado por Paradores de Turismo, aprovechando la construcción del nuevo Hotel Atlántico.

Se trata de un nuevo tramo del paseo de Santa Bárbara –en la trasera del hotel, gracias a su retranqueo-, que no existía con el anterior Parador. Permite conectar a pie el campo de las Balas con el nuevo espacio que se urbaniza sobre el parking de Santa Bárbara y el parque Genovés. O lo que es lo mismo, ya se puede pasear desde pasear desde San Carlos hasta Santa Catalina bordeando el mar.

Paseo convertido en un excelente mirador a la Bahía de Cadiz. Se divisa la ciudad de Rota y la costa portuense, concretamente Vistahermosa.
















Volvemos a la Puerta de la Caleta  para visitar el Castillo de San Sebastián. Deambulamos por el Malecón y aprovechando la marea baja bajamos a contemplar la fortificación por su exterior.

Las primeras noticias que se tienen hablan de un barco veneciano que llego a 1457 con marineros afectados por la peste. Entonces se aisló a la tripulación en la isla de San Sebastián hasta su recuperación y ellos en agradecimiento levantaron una ermita.

A comienzos del S XVIII, en 1706, se ejecuto el proyecto de fortificación por medio de un castillo en la isla de San Sebastián. El castillos se levantó ocupando prácticamente la superficie total de la isleta. Sus muros forman un polígono de nueve lados, alargado de este a oeste con dos ángulos entrantes y el resto salientes. Cinco de las esquinas de la muralla tienen garitas, dos son de planta hexagonal flanqueando la puerta de acceso y tres de planta circular.

El castillo tiene dos puertas: la Puerta de la ciudad por la que se entra desde la Caleta y la Puerta de la Avanzada que se construyó bastantes años despues. Entrando por la Puerta de la ciudad nos encontramos un patio (patio de armas) que articula todas las estancias agrupándolas en dos alas: norte y sur.

Por orden de la reina Isabel II se construye la avanzada en 1860, y dos años despues realiza ella una visita recuerdo de la cual tenemos una placa conmemorativa que dejo en el lienzo de la muralla.
En la zona de la Avanzada de la Reina se construyo una linea de baterías compuesta por 50 casamatas abovedadas y comunicas entre si.

































































Otras rutas en la Costa de la Luz


Referencias:
  • Googgle Earth.
  • Wikipedia.
  • Web de turismo de Cádiz.
  • Web de turismo de la Junta de Andalucia.



PANORÁMICAS:



























No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada